Logo
Twiter Facebook Meneame
Sabado, 26 de Setiembre del 2020
Sábado, 23 Mayo 2020

Eva Carrillo: "Cuando tus vistas habituales son al edificio de enfrente, el poder ver el campo desde la ventana es un lujo"

Escrito por 
Valora este artículo
(3 votos)
Eva Carrillo Eva Carrillo

CLR/José María Cámara/T.M.

Pocos apellidos resumen tantas historias de éxito y grandeza como el apellido Carrillo. Escultores y deportistas ciezanos se unen bajo el paraguas de este apellido de origen burgalés. Hoy no hablamos, ni con las herederas del Maestro Carrillo, ni con el gran José Antonio Carrillo. Hoy queremos conocer de primera mano la vida de una de las dos hijas del gran entrenador de marcha. Hoy hablamos con una de las 2.482.808 personas que los consulados españoles tienen recogidas en sus libros. Ellos viven lejos del sol mediterráneo y de esa forma tan nuestra de vivir en la calle. Eva Carrillo se ha acostumbrado a no ver la Atalaya en su día a día, pero a cambio, es ingeniera en algo tan alemán como es la locomoción, más concretamente trabaja en Munich, a donde nos trasladamos, virtualmente, para conocer como se vive esta situación desde donde la sombra de la Atalaya no llega y la brisa del Segura apenas es un mero recuerdo de niñez.

 

¿En que consiste tu trabajo y que es lo que más te gusta de él?

 

Trabajo como ingeniera mecánica en una empresa de automoción en Múnich (Alemania), dando soporte en las áreas de diseño estructural y crash mediante el cálculo y la simulación, ayudando a diseñar una solución de la manera mas eficiente.

 

¿Te fue muy difícil adaptarte a otro país con una cultura tan diferente a la española?

 

Los primeros meses fueron los más complicados ya que al hecho de comenzar a vivir en otro país con un idioma que nunca había estudiado se unió el que nunca había trabajado en algo parecido antes, por lo que tuve que trabajar duro para estar al nivel de mis compañeros. En cuanto a la vida social aquí es todo completamente diferente a España, la falta de espontaneidad quizás fue lo que más me costó asimilar junto con el clima tan diferente al de Cieza que casi te obliga a quedarte en casa por el frío o la lluvia. Los horarios fue otro de los puntos que más me chocaban, comer tan temprano, que tus vecinos estén ya durmiendo a las 8 de la noche y no puedas hacer ruido... son cosas que jamás te acostumbras.

 

El 28 de marzo Alemania llegó al pico de infectados por COVID-19, 6924. ¿Como está viviendo el país esta situación? ¿Crees que difiere mucho la manera de afrontar esta situación entre la cultura alemana y la española?

 

Las primeras semanas muchas empresas comenzaron a trabajar desde casa y se pidió que permaneciéramos en casa si era posible pero nunca se nos obligó de manera estricta. Yo no he dejado de ir al trabajo, cogiendo el transporte público normalmente y sin el uso obligatorio de la mascarilla en lugares cerrados (metro, supermercados, buses...) hasta hace dos semanas. La cultura alemana ya de por sí es distante, así que la medida del distanciamiento social era algo que casi llevamos cumpliendo desde siempre por lo que no se sintió un cambio radical en la manera de relacionarnos.

 

¿Cómo se percibe en Alemania la situación de España a consecuencia de la pandemia?

 

Hay algo que ha quedado evidente y es que la falta de medios en España ha sido algo crucial en esta crisis y eso es consecuencia de unas decisiones políticas erróneas desde hace muchos años. En Alemania tuvieron más previsión quizás y reforzaron los centros médicos preparándose para lo peor, pero al contrario que en España su prioridad ha sido intentar evitar una crisis económica y para ello no han querido paralizar el país y encerrar a la gente en casa, una decisión que pudo resultar un error, pero visto las cifras, creo que el gran número de test que aquí se realizaron, los medios de los que disponían ya desde antes de la pandemia, etc. ayudaron a pasar el peor momento de una manera aceptable. Desde aquí las medidas adoptadas en España les parecen una locura por las consecuencias sociales y económicas que conllevarán y la grave crisis que viviremos.

 

Vivir fuera de tu tierra debe ser complicado, imagino. ¿A lo largo de esta situación te has planteado dejarlo todo y volver a Cieza para estar cerca de la familia?

 

Al principio era todo bastante confuso, con diferentes informaciones desde España y Alemania. Hubo momentos en los que pensé en irme a España y pasar este tiempo allí con la familia pero conforme pasaban los días y se establecía un confinamiento tan estricto en España decidí continuar aquí ya que la gestión desde Alemania fue más permisiva dejándonos llevar una vida relativamente normal a pesar de la pandemia.

 

Los españoles vemos en Alemania un país con muchos más recursos que el nuestro, ¿realmente crees que es así?

 

Por lo que he podido leer el número de camas en las UCI es cuatro veces superior aquí que en España así como el número de test realizados. Eso es un hecho que obviamente ha ayudado a que no se viviera un colapso del servicio sanitario y se pudiera gestionar todo de una manera más moderada y sin llegar al caos. Por suerte no he tenido ningún caso cercano de alguien infectado por lo que no tengo datos de primera mano de como actúan aquí, solo de posibles casos que una vez se informaron a su médico se les exigió una cuarentena obligatoria seguida de la realización del test, cosa que en España creo que no ocurría.

 

El apellido Carrillo es siempre sinónimo de éxito y marcha deportiva. ¿Tu pasado deportivo te está sirviendo para algo en esta situación tan crítica?

 

Bueno ya hace 18 años que dejé el atletismo por lo que es algo que me queda ya bastante lejano y a diferencia de alguno de mis amigos yo no he seguido practicando deporte con asiduidad, me he vuelto bastante vaga. Cuando hablaron de imponer una cuarentena más restrictiva y dejarnos salir solo a hacer deporte si que me dije, quizás es hora de volver a sacar las zapatillas, pero ni con eso lo consiguieron (sonríe).

 

¿Qué recuerdos tienes de esos años de tu adolescencia en el Club Athleo?

 

Lo mejor los momentos con los amigos, vernos después del colegio para entrenar por el río o la pista, lo peor los entrenos de los sábados por mañana, nunca me ha gustado madrugar.

 

¿Cómo se vive sin ver la Atalaya cada día? ¿Te acostumbras?

 

Son muchos años viviendo fuera y nunca te terminas de acostumbrar, si hay algo que me encanta hacer cuando vuelvo a casa es ver el atardecer mirando a la atalaya desde la ventana. Cuando tus vistas habituales son al edificio de enfrente, el poder ver el campo desde la ventana es un lujo.

 

¿Qué es lo que más echas de menos de Cieza?

 

La familia por supuesto, estar lejos de los tuyos siempre es la peor parte de viajar. Es duro perderse tanto los buenos momentos como los malos sin poder estar junto a ellos pero gracias a las videollamadas y mensajes te sientes como si estuvieras allí aunque no es lo mismo.

AGENDA CULTURAL

VÍDEO DESTACADO
FOTOS DENUNCIA
Envíanos tus fotos y las publicamos...
Más información de interés
  • Farmacia de Guardia Farmacias

    Información sobre horarios y días de apertura de las Farmacias de Guardia en Cieza

     

  • Cartelera Cartelera

    Información semanal sobre la cartelera del cine de Cieza. Auditorio Aurelio Guirao.