Logo
Twiter Facebook Meneame
Miércoles, 23 de Setiembre del 2020
Viernes, 04 Septiembre 2020

Carta abierta a Su Majestad el Rey Felipe VI

Valora este artículo
(1 Voto)

CLR/Francisco López Herrera.

Desde mi inocencia perdida en mis 68 años jamás me habría imaginado escribirle una carta al rey de mi país. Al hacerlo me reconozco la osadía de opinar sobre algo de lo que carezco de información, por tanto la osadía es hasta imprudente.

No pretendo hacer una carta de recomendaciones a nadie, ¡Dios me libre!, sino un cúmulo de reflexiones sobre lo que veo, leo y oigo de la prensa en referencia al Rey Juan Carlos.

 

Creo que el rey tendrá unos preparadísimos asesores que aconsejarán la mejor solución a la desafortunada situación en la que nos encontramos, teniendo en cuenta la excepcionalidad que nos ha traído la pandemia del COVID 19; como veo que no están acertando en sus consejos, o no ha podido ser hacerlo de otra forma, este imprudente se lanza a la piscina sabiendo, incluso, que no tiene agua.

 

Todo el pueblo español mantiene, creo que aún, una alta estima por Juan Carlos, no solo el español sino en todo el mundo. Ha sido una persona de prestigio internacional que no lleva buen camino. A la gente creo que le da igual sus líos amorosos y su vida íntima, pero no le da igual que se haya llevado dinero de comisiones, cuyo trabajo lo han hecho empresas españolas, para su disfrute personal. Ese dinero corresponde a Patrimonio Nacional como bien se hizo con los dos Ferraris que le regalaron las autoridades de Emiratos Árabes y otras prebendas que desconozco. Creo que con la asignación económica de la que dispone o disponía llegará perfectamente a final de mes.

 

Juan Carlos ha repetido en varias ocasiones que todos somos iguales ante la ley, pues manos a la obra:

 

1.- Regresar a España, salir en público y reconocer que se ha vuelto a equivocar, aclarando en esa comparecencia que todo el dinero que tenga repartidos en cuentas opacas a nombre de testaferros se ingrese en la hacienda pública hasta el último euro.

 

2.- La única persona que le puede hacer regresar es su hijo Felipe VI. Como rey y máxima autoridad y sobre todo como hijo, es la persona que puede hacerle ver, a su padre, del perjuicio que le está haciendo a España y a la corona, o sea, a su propio hijo. Las personas debemos solucionar nuestros problemas con nuestros familiares en casa y todos hemos tenido en la vida algún problema entre padres e hijos, o hermanos, o en el matrimonio y todos tratamos de arreglarlos dentro de nuestras cuatro paredes y con la máxima discreción.

 

3.- España no puede permitirse un rey errante por el mundo buscando amigos que lo acojan dando a entender que los españoles lo hemos tratado mal. Al revés los españolitos aprecian, como decía antes, a su rey emérito. Su destino debe ser España que casa para vivir no le va a faltar y puede moverse sin problemas por todo el territorio y si su hijo Felipe tiene que echarle, si no se la ha echado ya, una bronca para que razone que su conducta es equivocada pues que lo haga: los dos juntos en una habitación, sin testigos y que no salgan de ella hasta encontrar una solución que es muy fácil: pedir perdón y devolver el dinero, que ahora hace mucha falta. No hay otra salida.

 

4.- Juan Carlos necesita ayuda por su salud, ¿dónde lo van a atender mejor que en su país?. Todo el mundo lo perdonaría si volviera a reconocer su error y si no lo perdonan al menos ha contribuido, por su parte, a rectificar. Todos hemos tenido que hacerlo muchas veces y no pasa nada.

 

Majestad le deseo lo mejor y si he sido improcedente le pido mis excusas mas sinceras.

 

Escuchen esta canción que se adjunta de Los Beatles que puede aludir algo su letra a esta situación.

Medios

AGENDA CULTURAL

VÍDEO DESTACADO
FOTOS DENUNCIA
Envíanos tus fotos y las publicamos...
Más información de interés
  • Farmacia de Guardia Farmacias

    Información sobre horarios y días de apertura de las Farmacias de Guardia en Cieza

     

  • Cartelera Cartelera

    Información semanal sobre la cartelera del cine de Cieza. Auditorio Aurelio Guirao.